Anticonceptivos orales y manchas en la piel

La toma de anticonceptivos orales determina una cadena de cambios hormonales en la mujer que favorece el aumento de los depósitos de melanina en la piel del rostro. Esta hiperpigmentación solar se conoce como cloasma ; se presentan una serie de manchas simétricas a modo de antifaz en frente, nariz, mejillas y labio superior, que aumentan de intensidad con la exposición solar.

El cloasma es más frecuente en mujeres de piel morena

 
A pesar que los anticonceptivos actuales tienen menor carga hormonal y por lo tanto menos efectos secundarios,  el cloasma sigue apareciendo aún con menor frecuencia. Las manchas se irán aclarando al bajar la intensidad de melanina en la piel y por supuesto cuando se suspende el tratamiento anticonceptivo, aunque puede ser que no desaparezcan por completo.

Tratamiento anticonceptivo y protector solar deberían dispensarse juntos en la farmacia, así evitaríamos muchos disgustos a la vuelta del verano.

Por lo general, la mujer que presenta este efecto secundario al utilizar anticonceptivos hormonales (pastilla, parche, anillo…) también lo sufrirá durante el embarazo y viceversa. Aunque aún se desconoce, exactamente, la causa bioquímica de este efecto secundario, sí se tiene certeza de esta relación.

Este tipo de manchas pueden tratarse utilizando el producto idóneo en cada momento. Durante el embarazo o mientras persista la toma del anticonceptivo el tratamiento será diferente, no las trataremos con los clásicos despigmentantes al estar contraindicados durante el embarazo o poder aumentar aún más la acción fotosensibilizante si se siguen tomando anticonceptivos. También la elección del tratamiento vendrá condicionada por la época del año.

Consulta siempre con tu médico o farmacéutico el tratamiento más adecuado.

Farmacosmetica.net

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.